Los mejores discos duros externos. Análisis y comparativa del mercado actual

Disco duro externo negro
Foto en pxfuel es bajo licencia CC0 1.0 Universal (CC0 1.0)

Hoy, en la era de la informática, la tecnología y la portabilidad, hay un protagonista silencioso que no siempre tiene el reconocimiento que se merece. No solo la capacidad de almacenamiento es cada vez más importante, también lo es el poder llevar nuestra información ahí donde vayamos. Aquí es donde entran en acción nuestros discos duros externos.

Conoce los mejores discos duros externos del momento:

Discos externos HDD:


Discos externos de sobremesa:


Discos externos SSD:


En las siguientes líneas, te guiaremos sobre los aspectos que debes tener en cuenta a la hora de elegir aquel dispositivo de almacenamiento portátil que satisfaga tus necesidades. Los hay de distintas capacidades, velocidades y tecnologías. En la siguiente comparativa te enseñaremos cada uno de ellos.

¿Qué factores debo considerar al elegir el mejor disco externo?

Antes de darte a conocer los candidatos a mejores discos duros portátiles, queremos justificar nuestra decisión. Te daremos a conocer los aspectos que creemos indispensables a la hora de elegir el mejor dispositivo de almacenamiento para ti. Queremos que tomes una decisión de compra informado, como todo un expert@.

Tecnología

EL primer gran factor que debemos considerar.  Cierto es que los discos de estado sólido –de aquí en más SSD– llegaron a revolucionar el mercado de los discos duros; sin embargo, los mecánicos –HDD– aún son una excelente opción.

Como puedes ver, en este apartado contaremos con dos opciones: HDD y SSD. Cada uno posee sus ventajas por sobre el otro y cuentan con marcadas diferencias.

Disco externo SSD Samsung
Foto por Tinh tế Photo en Flickr bajo licencia CC0 1.0 Universal (CC0 1.0)

SSD –solid-state drive–

Se caracteriza por no contar con partes móviles en su interior, por ende, es menos sensible a golpes –clave para dispositivos portátiles– y su funcionamiento más silencioso. Su forma de almacenar datos es similar al de las memorias USB, y su velocidad de transferencia notablemente superior a los HDD.


Te resumimos en la siguiente lista las principales características y utilidades de los discos de estado sólido:

  • Resistente a golpes o caídas al no contar con partes móviles en su interior.
  • Funcionamiento silencioso.
  • Menor consumo de energía.
  • No se ven afectados por el magnetismo.
  • Velocidades de transferencia superiores que llegan a los 540 MB/s –megabytes por segundo–.
  • Se requiere portátiles con conexión USB-C para sacar el máximo provecho al SSD.

HDD –Hard Drive Disk–

Disco externo HDD negro
Foto por David Pursehouse en Flickr bajo licencia Attribution 2.0 Generic (CC BY 2.0)

A diferencia de la tecnología anterior, el HDD cuenta con parte móviles en su interior, tales como motores o platos rígidos –de ahí su nombre de disco duro mecánico–. Debido a esto, es proclive a dañarse si se mueve o golpea en funcionamiento. La velocidad de lectura/escritura viene dada por la velocidad en RPM –revoluciones por minuto– a la que gira un disco rígido, donde también se guarda la información mediante grabado magnético.

Al igual que en el caso anterior, te resumimos los aspectos más destacables de este tipo de disco duro:

  • Compuesto por piezas mecánicas móviles.
  • Funcionamiento algo menos silencioso que los discos SSD.
  • Mayor consumo de energía.
  • Suele contar con mayor capacidad de almacenamiento a un precio más económico.
  • Velocidad de transferencia dada por el giro de su disco interno –puede oscilar entre los 5400 y los 7200 RPM–.
  • La tasa de traspaso de datos puede variar entre los 50 y 150 MB/s.
  • Se ven afectados por el magnetismo.

Capacidad y tamaño

La capacidad de almacenamiento es quizás la primera característica que se nos viene a la cabeza cuando pensamos en discos duros. Con rangos que van desde los 500 gigabytes –de aquí en más GB– hasta los 5 terabytes –de aquí en más TB– o más, la elección que realicemos estará directamente relacionada con el uso que pensemos darle a nuestro disco.

Para guardar datos o archivos de gran tamaño, naturalmente mientras más TB mejor. Si en cambio buscamos, por ejemplo, solo instalar un sistema operativo, con un SSD de 512 GB o 1 TB sea más que suficiente.

En caso de solo necesitar espacio para guardar archivos como imágenes o datos, bastaría con un HDD, que normalmente tiene más capacidad de almacenamiento, pero menor velocidad de transferencia. Si lo que queremos es instalar software para ejecutar en nuestro ordenador, es imprescindible contar con la velocidad superior de los SSD.

En lo que a tamaño respecta, siempre encontraremos dos opciones: discos duros de 2.5’’ y de 3.5’’. Si bien comparten la mayoría de las características, hay algunas diferencias que vale la pena mencionar:

  • 2.5’’: el más popular hoy en día. Su menor tamaño lo convierte en la opción ideal para llevarlos de un lado para otro. Al presentar menos espacio para piezas móviles en el caso de los HDD, los de 2.5 pulgadas suelen ser más duraderos que sus hermanos mayores. Se alimentan mediante el propio cable USB.
  • 3.5’’: discos de sobremesa o desktop. Dado su tamaño, su mejor lugar será junto a un ordenador. Suelen tener una capacidad de almacenamiento superior, llegando en algunos casos hasta los 10 TB o más. Su principal inconveniente es que necesita de alimentación externa; además son un tanto más delicados que los de 2.5’’.

Velocidad de transferencia y conexiones

La velocidad de lectura/escritura de datos afectará directamente el rendimiento de nuestros discos. Esto no solo a la hora de traspasar archivos, sino también al querer ejecutar software directamente desde nuestro disco externo, por ejemplo, un sistema operativo. En este caso, las ventajas de usar un disco de estado sólido pueden ser notables, dada su gran velocidad de traspaso de datos –normalmente puede llegar a los 550 MB/s–.

La velocidad de transferencia generalmente se mide en megabytes por segundo –MB/s– y se refiere a la cantidad de datos en forma de bytes que pueden ser enviados o recibidos en una unidad de tiempo.

Hay otro aspecto que interviene en la rapidez con que se traspasarán nuestros archivos. La conexión USB con que cuente nuestro dispositivo de almacenamiento tiene mucho que decir. Los discos modernos –como los incluidos en esta lista–, cuentan en su gran mayoría con conexión USB 3.0, la que ofrece velocidades de transferencia muy superior a su antecesora –USB 2.0–.

Recomendamos encarecidamente que el disco duro externo que elijas cuente con USB 3.0 o USB tipo C en el caso de los SSD. En este apartado, podemos destacar al Samsung T5 con sus 540 MB/s de velocidad.


Diseño y portabilidad

Disco duro externo marrón

No nos olvidemos de que hablamos de dispositivos portátiles, por lo que el tamaño y el peso que tenga nuestro disco externo es un factor para tener en cuenta. Salvo excepciones como los discos de sobremesa –de 3.5’’–, la mayoría de los discos de esta lista contarán con un diseño compacto que facilitará su traslado.

 Normalmente estos aparatos estarán construidos en plástico. Sin embargo, como plus adicional, nos encontraremos algunos modelos con materiales más duraderos, resistentes a arañazos o golpes como el Maxtor M3. Yendo un paso más allá, tenemos al SanDisk Extreme con su resistencia al polvo y el agua gracias a la certificación IP55.


¡Ahora te toca a ti! Cuéntanos tu experiencia con alguno de estos dispositivos en la sección de comentarios. Tu opinión nos importa. Así construimos entre todos esta web y ayudamos a otros.

Si te ha gustado este artículo, ¡compártelo en tus redes sociales! De esta forma llegamos a más personas y hacemos crecer esta comunidad.

¡Nos leemos!


Candidatos

Llegados a este punto, ya tenemos los antecedentes suficientes para tomar una decisión informada sobre cuál será el disco externo que satisfaga nuestras necesidades. A continuación, te dejamos una lista comparativa con los que creemos son los modelos que mejor cumplen con las características mencionadas anteriormente.

Hemos separado esta guía de candidatos en tres categorías: discos mecánicos –HDD–, discos mecánicos de sobremesa y discos de estado sólido –SSD–, a fin de cubrir de mejor forma tus necesidades de almacenamiento. Los criterios de selección de cada modelo se basan en los aspectos considerados en la sección ¿Qué factores debo considerar al elegir el mejor disco duro externo?

¡Esperamos que te sea de utilidad!😊

Mejores HDD externo –disco duro mecánico–

Discos duros caracterizados por contar con una amplia capacidad de almacenamiento a un precio moderado.

Toshiba Canvio Basics

Toshiba Canvio Basics negro
Foto por Jeannie Porter en Flickr bajo licencia CC0 1.0 Universal (CC0 1.0)
  • Capacidad y tamaño: Disco externo de 2.5’’. Cuenta con versiones de 500 GB, 1 TB, 2 TB, 3 TB y 4 TB.
  • Interfaz: USB 3.0 –compatible con USB 2.0–.
  • Velocidad máxima de transferencia teórica: 5 Gbit/s –gigabits por segundo– o 600 MB/s.
  • Velocidad máxima de transferencia real: Lectura = 107 MB/s. Escritura = 114 MB/s –datos de Xataka.com–.
  • Tecnología: HDD.
  • Diseño y portabilidad: Acabado mate y ligero peso de 149 g.

Sin duda uno de los mejores y más populares exponentes en su tipo. Este disco portátil destaca por su sencillo manejo, ya que no necesitaremos instalar ningún software para comenzar a utilizarlo. Cuenta, por supuesto, con el veloz USB 3.0; pero además puede trabajar con el antiguo USB 2.0, por lo que no tendremos problemas de compatibilidad.

Uno de los mejores en lo que a relación calidad/precio se refiere. Excelente portabilidad y funcionamiento silencioso. ¿Qué más se puede pedir?😎


WD Elements

WD Elements Negro
Foto por Tiffany Fox en Flickr bajo licencia CC0 1.0 Universal (CC0 1.0)
  • Capacidad y tamaño: Disco externo de 2.5’’. Cuenta con versiones de 500 GB, 1 TB, 1.5 TB, 2 TB, 3 TB, 4 TB y 5 TB.
  • Interfaz: USB 3.0 –compatible con USB 2.0–.
  • Velocidad máxima de transferencia teórica: 5 Gbit/s o 600 MB/s.
  • Velocidad máxima de transferencia real: Lectura = 114 MB/s. Escritura = 103 MB/s –datos de Xataka.com–.
  • Tecnología: HDD.
  • Diseño y portabilidad: delgado y ligero de 130 g y escasos 11 x 1.5 x 8.2 cm.

La prestigiosa Western Digital nos trae su versión de HDD externo con el reconocido modelo Elements. Otro ligero disco portátil de 2.5’’ con altas velocidades de transferencia gracias a su puerto USB 3.0.


WD My Passport

WD My Passport negro
Foto por Kellie Mcdonald en Flickr bajo licencia CC0 1.0 Universal (CC0 1.0)
  • Capacidad y tamaño: Disco externo de 2.5’’. Cuenta con versiones de 1 TB, 2 TB, 4 TB y 5 TB.
  • Interfaz: USB 3.2 –compatible con USB 2.0–.
  • Velocidad máxima de transferencia teórica: 5 Gbit/s o 600 MB/s.
  • Velocidad máxima de transferencia real: Lectura = 113 MB/s. Escritura = 108 MB/s –datos de Xataka.com–.
  • Tecnología: HDD.
  • Diseño y portabilidad: pequeño diseño de 10.7 x 1.1 x 7.4 cm y apenas 120 g.

Esta marca se repite el plato con un modelo de renovada facilidad de traslado gracias a su pequeño diseño. Además, incorpora copia de seguridad automática y programable, protección con contraseña e integración sencilla con redes sociales gracias al software WD Discovery.


Maxtor M3

Uno de los más resistentes de esta comparativa. Su carcasa aguanta arañazos y no se le marcan las huellas digitales, por lo que no tendremos que limpiarlo cada dos por tres. Excelente relación calidad/precio y calidad asegurada por años. Cuenta con el sistema SafetyKey para proteger nuestros datos con contraseña.

  • Capacidad y tamaño: Disco externo de 2.5’’. Cuenta con versiones de 500 GB, 1 TB, 2 TB y 4 TB.
  • Interfaz: USB 3.0.
  • Velocidad máxima de transferencia teórica: 5 Gbit/s o 600 MB/s.
  • Velocidad máxima de transferencia real: Lectura = 124 MB/s. Escritura = 111 MB/s –datos de Xataka.com–.
  • Tecnología: HDD.
  • Diseño y portabilidad: carcasa duradera anti-arañazos y grasa. Facilidad de traslado, aunque algo menor que su competencia.

Seagate Expansion

Seagate Expansion negro
Foto por Thelma Austin en Flickr bajo licencia CC0 1.0 Universal (CC0 1.0)
  • Capacidad y tamaño: Disco externo de 2.5’’. Cuenta con versiones de 500 GB, 1 TB, 2 TB, 4 TB y 5 TB.
  • Interfaz: USB 3.2 –compatible con USB 2.0–.
  • Velocidad máxima de transferencia teórica: 5 Gbit/s o 600 MB/s.
  • Velocidad máxima de transferencia real: Lectura = 130 MB/s. Escritura = 112 MB/s –datos de Xataka.com–.
  • Tecnología: HDD.
  • Diseño y portabilidad: peso un tanto superior a la competencia con sus 180 g.

La marca estadounidense, otrora la mayor fabricante de discos duros del mundo, aterriza en esta lista con un modelo de 2.5’’ y 5400 RPM. Destaca por su facilidad de uso –no necesita instalación– y una de las tasas de intercambio de datos real más destacadas entre sus pares.


Mejores HDD Desktop

Discos pensados para ser el amigo fiel de tus ordenadores, de ahí su nombre de discos externos de sobremesa. Por esto mismo, nos encontraremos con dispositivos bastante más grandes y pesados que los portátiles; pero a cambio, tendremos una capacidad de almacenamiento muy superior.

Es importante recordar que al ser discos de 3.5’’, requieren alimentación externa.

WD Elements Desktop

WD Elements sobremesa
Foto por Jessica Reed en Flickr bajo licencia CC0 1.0 Universal (CC0 1.0)
  • Capacidad y tamaño: Disco externo de 3.5’’. Cuenta con versiones de 2 TB, 3 TB, 4 TB, 6 TB, 8 TB, 10 TB, 12 TB y 14 TB 😵.
  • Interfaz: USB 3.0 –compatible con USB 2.0–.
  • Velocidad máxima de transferencia teórica: 5 Gbit/s o 600 MB/s.
  • Tecnología: HDD.
  • Diseño y portabilidad: elegante diseño, aunque no muy resistente a golpes. Algo pesado con casi 1 kilo, pero entendible dado su uso.

En esta ocasión, el famoso Elements llega en su versión de sobremesa. Con capacidades que llegan hasta los sorprendentes 14 TB y la calidad acostumbrada de Western Digital, nos encontramos ante la opción perfecta si queremos ampliar al infinito la memoria de nuestros ordenadores.


Seagate Expansion Desktop

Seagate Expansion sobremesa
Foto por Lorene Simpson en Flickr bajo licencia CC0 1.0 Universal (CC0 1.0)
  • Capacidad y tamaño: Disco externo de 3.5’’. Cuenta con versiones de 3 TB, 4 TB, 5 TB, 6 TB, 8 TB, 10 TB.
  • Interfaz: USB 3.0.
  • Velocidad máxima de transferencia teórica: 5 Gbit/s o 600 MB/s.
  • Tecnología: HDD.
  • Diseño y portabilidad: bases de goma y un bajo peso de 608 g en su versión de 3 TB.

Versión de escritorio del Expansion, que trae en su versión 2019 capacidades de hasta 10 TB. Algo más ligero que otros similares con sus 608 g –versión de 3 TB–. Su uso es cómodo, ya que no requiere instalación.


LaCie d2 Professional

En esta ocasión damos un salto en lo que a prestaciones respecta. Este disco externo de gama alta está pensado para diseñadores o creativos en general, que usen software exigentes. Se complementa a la perfección con portátiles SSD gracias a sus 7200 RPM y su compatibilidad con Thunderbolt 3, USB-C y USB 3.0. Lleva la velocidad de transferencia en discos externos de sobremesa a un nuevo nivel.

  • Capacidad y tamaño: Disco externo de 3.5’’. Cuenta con versiones de 4 TB, 6 TB, 8 TB y 10 TB.
  • Interfaz: USB 3.0 + 3.1, Thunderbolt 3, USB-C.
  • Velocidad máxima de transferencia: hasta 240 MB/s.
  • Tecnología: HDD.
  • Diseño y portabilidad: chasis fabricado en aluminio, ventilador incorporado de funcionamiento silencioso.

Incorpora en su interior una unidad Barracuda Pro de Seagate, por lo que la fiabilidad está asegurada. Por si todo esto fuera poco, incluye un mes de suscripción a Adobe CC 👩‍🎨.


Mejores SSD externos

Sinónimos de velocidad de transferencia. Estas unidades de memoria de estado sólido destacan justamente por eso, por ser enormemente veloces. No cuentan con partes móviles en su interior, por lo que son más resistentes a golpes o caídas.


Samsung T5

Samsung T5 SSD azul
Foto por Arianna Rivera en Flickr bajo licencia CC0 1.0 Universal (CC0 1.0)
  • Capacidad: Unidad flash en versiones de 250 GB, 500 GB, 1 TB, 2 TB.
  • Interfaz: USB 3.0 + 3.1, USB-C.
  • Velocidad máxima de transferencia: hasta 540 MB/s.
  • Tecnología: SSD.
  • Diseño y portabilidad: chasis metálico resistente a golpes y caídas. Su diseño redondeado destaca por su pequeño tamaño 5.7 x 7.4 cm y apenas 51 g.

Comenzamos la última sección de esta lista con un infaltable. Samsung aterriza en nuestra guía de compra con uno de los modelos SSD externos más populares. El T5 ofrece una de las tasas de traspaso de datos más altas del mercado, pudiendo llegar hasta los 540 MB/s según sus fabricantes. Todo esto en una compacta, ligera y resistente carcasa metálica.

Pero no solo es seguro contra los golpes. Como toque extra de protección para nuestros datos, podremos configurar una contraseña para restringir el acceso.


SanDisk Extreme SSD

SandDisk Extreme SSD
Foto por gxhkkyhk57 en Flickr bajo licencia CC0 1.0 Universal (CC0 1.0)
  • Capacidad: Unidad flash en versiones de 250 GB, 500 GB, 1 TB, 2 TB.
  • Interfaz: USB 3.1, USB-C.
  • Velocidad máxima de transferencia: hasta 550 MB/s ⚡.
  • Tecnología: SSD.
  • Diseño y portabilidad: compacto y ligero. Con apenas 40 g, podrás llevar el Extreme en tu bolsillo sin problemas.

Hablando de discos todoterreno, estamos ante el rey. A todas las bondades que podemos encontrar en un disco SSD, se le suma una certificación IP55 que lo vuelven resistentes al agua y el polvo. Según sus fabricantes, puede soportar caídas de hasta 2 metros 💪.


WD My Passport Go

Bien parece que esta marca trajo su familia completa de discos externos. Y es normal, sus modelos destacan por su calidad en todas sus versiones. En esta oportunidad WD nos trae su candidato SSD, el que, una vez más, destaca por su calidad, resistencia y comodidad de traslado.

  • Capacidad: Unidad flash en versiones de 500 GB y 1 TB.
  • Interfaz: USB 3.1 –compatible con USB 3.0 y 2.0–.
  • Velocidad máxima de transferencia: hasta 400 MB/s.
  • Tecnología: SSD.
  • Diseño y portabilidad: resistente a caídas de hasta dos metros gracias a su protector de goma amortiguador. Posee cable integrado.

Como es propio de otros modelos WD, tenemos la opción de configurar copias de seguridad automáticas, además de poder usarlo sin necesidad de instalar software o realizar configuraciones adicionales.

Deja un comentario